Dona

Y bueno… ¿qué mejor manera de trascender que regalar a otros los dones maravillosos que hemos recibido?