El molinillo mágico

¡Siempre es buen momento para un cuento!

Barra-batata-baribá!