Aquellos días

Cuando vi este comercial, no pude si no recordar aquellos gloriosos días en que mi hoy marido y entonces novio se esmeraba para ganar el cariño de mi familia. Y hay que mencionarlo: lo logró (y lo sigue logrando cada día) con creces.

Leave a Reply

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.